Soposeño amante de su tierra y de su gente, un convencido que la política es servir
Oscar Rojas Mayorga

Biografía

Oscar Rojas Mayorga

Nací en el hospital Divino Salvador de Sopó hace 41 años, cursé mis estudios de preescolar en el Jardín Infantil de Alpina, mis estudios de primaria en la Escuela Policarpa Salavarrieta y mis estudios de educación secundaria en el Colegio Calasanz de Bogotá. Soy Ingeniero de Producción Agroindustrial de la Universidad de la Sabana con una especialización en Gerencia de Proyectos de la Universidad EAN de Bogotá. He complementado mi formación con estudios en seguimiento y evaluación de políticas públicas, implementación de asociaciones público-privadas, gestión de proyectos de desarrollo, nuevo sistema general de regalías, gestión de gobiernos para resultados, altos estudios en gobernabilidad, entre otros.

Mis abuelos paternos, Víctor Manuel Rojas Duarte “El Gallo” y Maria Emilia Tellez, Soposeños arraigados en este terruño, mis padres, Marco Emilio Rojas Tellez y Sonia Teresa Mayorga de Rojas, soy el menor de tres hermanos, casado con Karen Vargas, padre de dos hijas, Luciana y Daniela.

De mi experiencia en el sector público les puedo contar que fui concejal del municipio de Sopó en el periodo 2008-2011, secretario de Gestión Integral en la Alcaldía Municipal de Sopó en el periodo 2012-2015, tuve la oportunidad de trabajar como gerente de proyectos en el Fondo de Desarrollo de Proyectos de Cundinamarca entre el 2016 y el 2018. Me he desempeñado como asesor en temas de Planeación Estratégica y seguimiento a Planes de Desarrollo en los Municipios de La Calera, Guasca y el Municipio de Sopó. Actualmente presto mis servicios como responsable del área de planeación del Instituto Departamental para la Recreación y el Deporte de Cundinamarca INDEPORTES.

Durante mas de 15 años estuve vinculado al deporte de nuestro Municipio, a través de la práctica de diferentes deportes como voleibol y futbol, llevando los colores de nuestro municipio con orgullo y con honor.

Estuve vinculado a la actividad comunal como asociado a la Junta de Acción Comunal de la Vereda Los Comuneros, participando en actividades deportivas y culturales, durante los años que residí en esta vereda.

Como microempresario he incursionado en varias oportunidades, aun estando en la Universidad, junto a un gran amigo, fundamos Flor.s, una microempresa dedicada a la elaboración de bouquets para diferentes ocasiones. Posterior a esta experiencia, junto a mis padres, a mi hermana y a mi esposa, iniciamos un negocio de elaboración y comercialización de helados artesanales, negocio con el cual logramos posicionarnos y ser reconocidos por la Gobernación de Cundinamarca por la calidad e innovación en nuestros productos, sin embargo, debido a diferentes dinámicas y complejidades propias del sector, en el año 2014 decidimos dejar de producir.

Como resultado de más de 12 años de experiencia en la planeación estratégica en el sector público, trabajando muy de cerca con alcaldes y tomadores de decisiones, de diversas posturas y estilos de dirección, hoy puedo concluir, que las complejidades y diferentes variables que confluyen en la correcta administración de un municipio pasan obligatoriamente por la necesidad de una lucha frontal contra la corrupción, la mitigación de los fenómenos clientelistas y burocráticos, el abordaje del servicio a la comunidad desde una visión humanista y de rápida respuesta, donde la administración central debe estar en las comunidades con una presencia permanente y articulada desde una construcción colectiva, y no las comunidades buscando soluciones en una administración que brinda servicios estándar como si de una línea de producción se tratara. Soy un convencido, que la única manera para transitar de manera adecuada hacia un municipio con equidad y justicia social pasa necesariamente por la oferta de servicios educativos de calidad, lo que, en el tiempo, permitirá la acumulación de capital humano. Es a partir de acciones llevadas a cabo en la vida cotidiana de las personas, potenciando el cambio social y contribuyendo al desarrollo de la inclusión social y el mejoramiento de la calidad de vida de sus habitantes lo que permitirá en el tiempo generar realmente cambios a nivel social, económico y político.

Finalmente, este soy yo, un Soposeño amante de su tierra y de su gente, un convencido que la política es servir, de férreas convicciones éticas y dispuesto a generar junto con todas aquellas personas que quieran hacer parte de este proyecto, todas las herramientas necesarias para cambiar el derrotero de Sopó, invitados pues todos, a esta nueva apuesta por Sopó.